JULIA ______DE_______ CASTRO_____ JULIA ______DE_______ CASTRO_____ JULIA ______DE_______ CASTRO_____ JULIA ______DE_______ CASTRO_____

Exhalación: VIDA Y MUERTE DE LA PURÍSSIMA

VENTA DE ENTRADAS

16 de noviembre TEATROS DEL CANAL 20:00h

DIEGO BAGNERA:

Hay un momento de nuestra vida –dice el poeta Hugo Mujica– en que nos sentamos frente a nuestra propia vida y nos preguntamos si daríamos la vida por esa vida que llevamos, y entonces la besamos o la escupimos. Hace algo más de una década, Julia De Castro se sentó ante sí misma y se escupió. Acaso, incluso, se abofeteó. Se encontraba en Londres, cansada de ser prudente, de elegir ‘bien’, de no decir lo que sentía, de reprimir un profundo deseo por lo masculino, de esperar, siempre con recato, a ser conquistada. Todo lo que venga, se dijo, lo voy a probar. Sin filtros. Sin límites. Sin toda la pesada educación selectiva que cargaba desde su infancia y adolescencia en Ávila, postergando una vez más, día tras día, su presente. Hablamos, desde luego, de sexo y también de amor. Hablamos del cuerpo. A la cultura –sin jamás desdeñarla–, Julia de Castro antepuso entonces la sabiduría, como la entendía Cioran: la apertura a sufrir dignamente la humillación que nos infligen nuestros nueve agujeros. Hablamos, desde luego, de sexo y también de amor. Hablamos del cuerpo. A la cultura –sin jamás desdeñarla–, Julia de Castro antepuso entonces la sabiduría, como la entendía Cioran: la apertura a sufrir dignamente la humillación que nos infligen nuestros nueve agujeros.Detrás de ello, latía no obstante el dolor –sin dolor, no hay valentía– de una mujer que aceptaba la primera de sus muertes y el reto aún mayor de recomponerse, virgen de todo lo que estaba por venir. Precisamente entonces empezó a componer. Esta noche Julia de Castro asume en directo su segunda muerte, que cierra el periodo que la anterior abrió. Esta noche, sin embargo, aquí en Madrid, a diferencia de lo ocurrido en Londres, Julia besa a Julia, con pasión y gratitud, sabiendo que hoy sí daría la vida por la vida que lleva, pero asumiendo, sin autoindulgencia, la importancia de saber morir con dignidad, consciente de que, como un antiguo proverbio indica, el tiempo se venga siempre de lo que hacemos sin él: «El cuplé –dice– es un género erótico, juvenil, que a los 35 ya no tiene sentido. Como un deporte de élite, requiere estar explosiva. Más que dejarlo yo, el cuplé me abandona a mí. De la Puríssima ha sido la transición de la juventud a la madurez». 

 

Equipo Artístico:

dirección: Julia de Castro

texto: Julia de Castro, María Folguera, Diego Bagnera

diseño de iluminación: Irene Cantero

diseño de sonido: Raquel Fernández

diseño de vestuario: Jonathan Sanchez

diseño maquillaje y peluquería: Jonathan Sánchez

diseño espacio: Pablo Ferreira

MÚSICOS:

Voz, composición: Julia de Castro

Contrabajo, composición: Miguel Rodrigáñez

Batería: Gonzalo Maestre

Piano: Juan Cruz

Dj set: Amit Kewalramani

Guitarra Electrónica: Diego Postigo

Voz tema El rockero: Dora Postigo

Asociación Cultural Banda de Música de Colmenar Viejo

Mariachi Veracruz

INTÉRPRETES:

Enrique Gimeno

Jonathan Sánchez

Andreas von Plotho

María Folguera

Transfiguración Pilar

Inmaculada Maura

producción:

Eva Luna, Mariela Pérez y Pedro Palacios